La factura electrónica de Remica tiene múltiples beneficios: es más cómoda, segura y sostenible con el medio ambiente. Y ahora, también, es más solidaria ya que por cada cliente que solicite la factura electrónica se realizará una donación a la campaña “Becas Comedor” de Educo.

Un procedimiento que no repercute en ningún gasto para el cliente, tal y como figura en las bases de la promoción, disponibles online, y que sin embargo marca la diferencia en un momento como el actual, en el que se calcula que alrededor de 260.000 niños de nuestro país no pueden comer carne, pollo o pescado al menos cada dos días, según cifras aportadas por la campaña de Educo.

El objetivo de esta acción es lograr un doble beneficio social y ambiental: por un lado, contribuir a difundir y a apoyar el programa de Becas Comedor de Educo y, por otro, incentivar a la solicitud de la factura electrónica, que es una alternativa cómoda para el cliente, y además, inmediata y sostenible para el medio ambiente.

 

¿En qué consiste esta iniciativa?

Como parte de nuestro compromiso social en Remica hemos querido colaborar con las  “Becas Comedor” que la organización sin ánimo de lucro Educo desarrolla en las 17 Comunidades Autónomas españolas y que tiene como finalidad ofrecer una comida completa al día a los niños y niñas en riesgo de pobreza y de exclusión social.

Así pues, Remica ha decidido aportar 2,5 euros (cantidad que equivale a una comida completa) para Becas Comedor de la Comunidad de Madrid por cada solicitud de facturación electrónica desde el 15 de marzo al 15 de octubre de 2017.

Desde que la ONG Educo comenzara su programa de Becas Comedor en 2013, se han repartido más de 1,87 millones de comidas en 270 colegios y 79 entidades de todas las comunidades autónomas. La iniciativa cuenta con el apoyo de más de 31.000 personas y 500 empresas y se puede consultar a través de la web www.educo.org/QUE-PUEDES-HACER-TU/Becas-Comedor

 

Beneficios de la factura electrónica

Entre otros beneficios, la factura electrónica de Remica:

  • Llega al usuario de manera inmediata, según se emite, a su dirección de correo electrónico.
  • Es segura y su validez es exactamente la misma que la de la factura en papel.
  • Supone un ahorro de energía en la distribución, almacenamiento y eliminación de las facturas en papel.

 

Para solicitar la factura electrónica, los clientes del producto GICA, basta con enviar un correo electrónico a la dirección efactura@remica.es indicando en el asunto ACTIVAR MI FACTURA ELECTRÓNICA y en el cuerpo del email, incluir el nombre y apellidos del titular de la póliza, la dirección completa y el número de póliza que figura en la factura.