En los edificios residenciales con calefacción central donde no es técnicamente viable instalar contadores de energía es posible medir el consumo de calefacción que realiza cada vivienda instalando repartidores de costes en los radiadores.

Existen varias empresas que ofrecen este servicio, pero solo algunas disponen del Certificado de Marca N de Servicio de medición y reparto de consumos en instalaciones con sistemas centralizados de calefacción y agua caliente sanitaria (ACS) que otorga AENOR.

Certificado de Marca N

 

Las compañías que cuentan con este reconocimiento cumplen los más altos estándares de calidad

Las compañías que desean ser reconocidas con el Certificado de Marca N de Servicio de medición y reparto de consumos en instalaciones con sistemas centralizados de calefacción y agua caliente sanitaria deben someterse a una evaluación que se realiza según lo estipulado en el Reglamento Particular B75.01 de AENOR.

Al cumplir los requisitos que figuran en dicho reglamento, las compañías acreditan que cumplen con las siguientes características:

  • Equipos de calidad contrastada (repartidores de costes, contadores de energía, válvulas con cabezal termostático y contadores de agua caliente sanitaria).
  • Instalación realizada por personal cualificado.
  • Oferta transparente del servicio.
  • Reparto de costes con criterios establecidos previamente y aceptados por la comunidad de propietarios.
  • Liquidación de costes, de acuerdo a lo fijado en la Directiva de Eficiencia Energética 2012/27/UE, con detalle pormenorizado de los conceptos facturados.
  • Departamento de atención al cliente dimensionado adecuadamente, donde se atenderán de forma continua y ágil las reclamaciones y consultas de los prestatarios del servicio.
  • Suscripción de un seguro de responsabilidad civil de al menos 100.000 euros.
  • Disponer de un Sistema de Gestión de la Calidad, basado en la Norma ISO 9001.

La Certificación Marca N incluye el trabajo realizado en viviendas, oficinas, negocios o instalaciones industriales en las cuales el calor se proporciona con un sistema de calefacción o agua caliente sanitaria central común o por una conexión de calefacción o agua caliente sanitaria común al distrito.

Razones para instalar un sistema de contabilización de calefacción individualizada

Aunque el reparto de costes del consumo de calefacción central es obligatorio en viviendas de nueva construcción,  todavía existen muchos edificios residenciales en nuestro país, de una cierta antigüedad, con una instalación de calefacción que no dispone de un sistema para repartir el gasto en función del consumo realizado en cada vivienda.

Para ello es necesario instalar dispositivos que permitan realizar una medición individualizada del consumo. En el caso de las instalaciones de calefacción central con sistema de distribución en columna, esta contabilización se realiza mediante repartidores de costes instalados en cada radiador.

Según se desprende del Estudio sobre ahorros derivados de la contabilización individual de calefacción en España, realizado por la Universidad de Alcalá para AERCCA (Asociación Española de Repartidores de Costes de Calefacción), la instalación de repartidores de costes de calefacción y válvulas termostáticas permite ahorrar una media de 24,7% de consumo de calefacción en las viviendas de edificios con instalaciones centralizadas.

¿Quieres instalar repartidores de costes? ¡Llámanos!

¿Necesitas más información? ¡Contacta con Remica! Teléfono 91 396 03 00 / email: remica@remica.es

Nuestra compañía no solo cuenta con el certificado AENOR de Marca N de Servicios de medición y reparto de consumos en instalaciones centralizadas de calefacción y agua caliente sanitaria (ACS). Además, siguiendo los más altos estándares de calidad,  Remica y Remica Servicios Energéticos tienen la certificación ISO 9001 en Calidad,  la certificación ISO 14001 en Medio Ambiente y la certificación de Gestión Energética ISO 50001.